En el Geriàtrico


maravilloso09.jpg

Jesus tiene 95 años y vive en un geriátrico. Todas las noches después de cenar, se recluye en un sector apartado del jardín.

Una noche, Margarita, de 87 años, se le acerca. Comienzan a charlar y él le dice a ella:

– “¿Sabes que es lo que más añoro de todo?”

– “¿Qué?”

– “¡El SEXO!”

Margarita exclama:

– “¡Viejo verde, pero si no se te levantaría, aunque te apuntara una pistola a tu cabeza!”

– “Ya lo sé” dijo Jesus, “pero me encantaría que una mujer me la sostuviera, aunque sólo fuera por un rato”.

– “Bueno, puedo ayudarte” dijo Margarita; y uniendo el gesto a la palabra, le bajó la cremallera, le sacó suavemente el miembro y se lo mantuvo en la palma de la mano.

Acordaron entonces encontrarse secretamente en el jardín cada noche, donde se sentarían a charlar un rato y Margarita se lo sostendría por un rato. Se hizo costumbre.

Una noche, sin embargo, Jesus no apareció en el lugar convenido. Alarmada, Margarita empezó a buscarlo por todos lados para asegurarse que estuviera bien. Terminó por encontrarlo sentado al borde de la piscina, junto a Katiusca, quien estaba sosteniéndoselo.

Furiosa, Margarita lo increpó:

– “¿Qué tiene Katiusca que yo no tenga?”

Jesus sonrió feliz y le contestó:

– “Parkinson…”

Acerca de Luis R Castellanos

Profesor reconocido | Ayudando a las compañías a transformar sus objetivos en realidades ___ Proven Professor | Helping companies reach their business goals

Publicado el 22 junio , 2006 en Parejas, Viejitos. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: