Archivos Mensuales: julio 2011

Chiste corto de comida


Dice el brócoli: parezco un arbolito.
Dice la nuez: parezco un cerebro.
Y dice la salchicha: a mí no me gusta este juego!!!

Anuncios

Corto y cruel


Estaban dos negros violando a un payaso, y este les dice:

– “Suavecito desgraciados que la sonrisa es pintada…”

Otro de divorcio


Dos caballeros están pescando tranquilamente tomándose unas cervecitas.

Casi imperceptiblemente, para no asustar a los peces, dice Juan:

– “Me voy a divorciar de mi mujer; lleva más de dos meses sin hablar conmigo”

Pedro sigue bebiendo su cervecita y serenamente dice….

– “Piensatelo bien Juan…, mujeres así son dificilísimas de encontrar”

Regalo para el hijo


El padre orgulloso le pregunta a su hijo:

– Hijo: qué quieres de regalo?

– Una barbie papi!!

– Usted es un macho carajo! Pida algo de hierro y que eche candela!

– Bueno papi,  una planchita pal pelo….

He dejado la cerveza


A todos mis amigos, amigas y familiares, les comunico que oficialmente he dejado la cerveza…

Y lo más cumbre de todo esto es que no recuerdo dónde la dejé!!!

San Pedro y el Angel


San Pedro llama a un ángel y le dice:

– Esta mañana tengo que ir a hacer un par de trámites a una nube, así que te dejo cuidando las puertas del Cielo.

El ángel, aterrado, le dice que no tiene idea de a quién tiene que dejar pasar o no, pero San Pedro lo tranquiliza:

– Mira, por hoy vamos a simplificar. Aquí tienes una Biblia y un fajo de billetes de cien euros. Dale a elegir a los que lleguen: si cogen la Biblia les dejas pasar, y si cogen un billete los mandas al Infierno. Aquí tienes mi número de móvil por si hay algún problema.

San Pedro se va, y pasa la mañana en sus cosas, hasta que suena el teléfono. Es el ángel:

– Mire, San Pedro, hasta ahora todo iba bien, pero acaba de llegar un tío que cuando le di a elegir me dijo: “¿Puedo ver un poco?” Se puso a hojear la Biblia, y cada tanto decía: “¡Hum, qué interesante!”, y cogía un billete de cien y marcaba la página; y así hasta quedarse con la Biblia y todos los billetes. ¿Qué tengo que hacer?

Déjalo pasar, hijo, que ése es del Opus.

El celular


En pleno acto sexual una viejita le dice a su marido:

–Pareces un teléfono celular!

El Viejo orgulloso dice:

– ¿Vibro mucho?

–No, al entrar al túnel se te cae la señal…

A %d blogueros les gusta esto: